¡Socorro! ¡Niña eligiendo ropa!

7 julio, 2016  |  0 comentarios

Mi hija mayor ha empezado a decidir sus modelitos. Cierto que hasta ahora he tenido suerte y le daba exactamente igual una cosa que otra y yo le preparaba la ropa y ella se la ponía sin decir nada. La cosa ha cambiado y se está poniendo fea. Ha elegido ella su ropa de verano y yo he tenido que utilizar mis armas más secretas y malignas para tratar de dirigirle un poquito sin que ella se diera mucha cuenta. Y no es que yo sea una madre controladora (a veces un poco, estoy trabajando en ello) pero es que quería elegir cada cosa… Del rosa hemos pasado al negro y a las tachuelas, pero en el fondo de su ser, lo de que no le guste el rosa es postureo. En el fondo le tira, y le tira cada cosa repleta de encajes, volantes y brillos que a mí me producen urticaria. O sea, para aclararnos, vive en una contradicción. Ya es mayor, ya no le gusta el rosa (conste que yo lo odio y no se lo he fomentado…) ahora le gusta el negro. Y el rosa también, con la boquita pequeña y rodeada de prendas horribles le sale la hortera que lleva dentro y trata de comprar esas atrocidades que, cualquier madre, odia.
Pero claro, la teoría dice que hay que dejar que expresen su creatividad y bla bla bla, y es verdad, hay que dejarles PERO, PERO, PERO, un vestido lleno de brillos, encajes, volantes, con una pinta altamente inflamable, vamos, que un golpe de calor y sale ardiendo, eso no es fomentar su creatividad. No. Eso es fomentar la “horterez” más hortera.
Ahora con el verano hay bastantes fines de semana que huimos de Madrid, y yo, que soy una madre controladora, digo, majísima, le preparo la maleta mientras ella juega y pasa de todo. Y. claro, luego tenemos DRAMA. ¿Que por qué no le he metido el vestido cual o el pantalón pascual, que menudas sandalias tan incómodas, que no puede andar con ellas, que no quiero ir tan fea por la vida, que menuda desgracia de fin de semana, no se puede ser más infeliz…
Y yo mientras tanto cuento hasta 100 para no ponerme a pensar en la adolescencia que me espera. Que miedo me da. Y mucho.

Escriba su comentario

Dirección de correo: (No será publicada)

Nombre:

Texto:

 

Política de privacidad

De conformidad con la ley Orgánica 15/1999, de 13 de diciembre, de Protección de Datos de Carácter Personal, se le informa que los datos de carácter personal que nos proporcione a través de esta página web serán incluidos en ficheros manuales o informáticos de los que es titular Canguros y más y que tienen la finalidad de ofrecerle la información por usted solicitada y envío de información relacionada con la actividad de la entidad que pueda ser de su interés, así como de futuras ofertas promocionales. Al enviar los datos solicitados en los formularios de esta página web, el usuario acepta el contenido de estas Condiciones de Uso y el envío de información promocional.

Canguros y más garantiza la adopción de las medidas técnicas y organizativas para asegurar la confidencialidad de los datos recogidos.

Canguros y más solo utilizará sus datos personales para las finalidades antes descritas y se compromete a no comunicar a terceros los datos por usted facilitados.

Usted, como titular de los datos facilitados se hace responsable de la veracidad de los mismos, así como de comunicar cualquier variación que en ellos se pudiera producir en un futuro.

Asimismo, le informamos que sus derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición, de la información y de los datos proporcionados en este formulario podrá ejercitarlos ante: Canguros y más, Romero Robledo, 24, Bajo, o en la dirección de correo electrónico hola@cangurosymas.es, debiéndose identificar mediante DNI, Pasaporte o Tarjeta de Residencia.

En caso de producirse modificaciones en la presente política de privacidad, conforme a la legislación vigente en cada momento, Canguros y más comunicará a los afectados las modificaciones realizadas a la mayor brevedad posible, mediante cualquiera de las vías de contacto por usted facilitadas, cancelando de oficio sus datos si fuera imposible contactar con el titular de los mismos.